martes, 3 de enero de 2017

Staying alive

Camina sin saber a dónde va, pero camina rápido, no quiere parar. Si se detiene por un momento podría empezar a pensar más profundamente en lo que realmente la hace caminar, y no tendría fuerzas para retomar luego de eso. Ya no sabe quién es en realidad. Perdió esa idea hace tiempo, cuando termino de corromperse, para convertirse en lo que es ahora. Tiene completo control sobre lo que antes no, pero sigue siendo un esclavo de aquello que no pudo controlar. El pasado lo visita de vez en cuando, pero casi nunca es llamado a propósito. El pasado trae dolor, la idea de que la idea de seguir caminando sin destino no tiene sentido y podría hacerlo parar. Sus recuerdos antiguos le muestran que falló en su objetivo y que este no pudo ser reemplazado por otro. Por eso debe evitarlo, para seguir caminando. Porque... no camina solo. Hay una luz detrás de él. No es una luz guía ciertamente, él debe elegir donde dará el próximo paso, pero ella ilumina cada lugar en el que se encuentra, y nunca dejara de hacerlo. Esa luz se desprendió de una luz más grande hace un tiempo, y él no podía ver nada, hasta que, tiempo después, sus ojos se acostumbraron a la oscuridad. Y ahí la vio, y pudo sentir felicidad otra vez, se dio cuenta que no estaba en realidad solo. Él tenía una nueva luz. Y la luz creció. Ella es la responsable de la caminata, no hay rumbo, pero el "mientras tanto" los mantiene unidos. Él desea que ese "mientras tanto" dure toda la eternidad.